12 sep 2016

Alexéi Krivoruchko: la cartera de exportación de la corporación Kaláshnikov corresponde a más de 200 millones de dólares

 

El director general del consorcio Kaláshnikov Alexéi Krivoruchko en una entrevista a Interfax habló sobre los últimos desarrollos en el campo de las armas de infantería, lanchas de desembarco, aviones no tripulados y sistemas automatizados de combate. Y también de los métodos de trabajo del consorcio en el fondo de las sanciones de occidente.

En el foro Army-2016 el consorcio Kaláshnikov presentó la nueva generación de fusiles de asalto AK-12 (5,45 mm), el fusil de francotirador semiautomático SVK, el fusil de francotirador de alta precisión VSV-338, el sistema automatizado de combate Soratnik.

– ¿Alexéi Yúrievich, cómo reaccionaron los militares y representantes de los servicios especiales al ver los nuevos productos?

– Espero que les hayan gustado. Trabajamos para ellos. Los trabajos que realizamos los hacemos en estrecho contacto con nuestros clientes, los representantes de determinados organismos de seguridad.

Por ejemplo, hemos elaborado los fusiles SVK y VSV-338 considerando los deseos de los francotiradores de las fuerzas especiales rusas. Estos fusiles están designados para las tropas especiales del Ministerio de defensa, el Servicio Federal de Seguridad y todos organismos de seguridad.

– ¿Cuándo comenzarán las pruebas de los nuevos fusiles de francotiradores?

– Esperamos que las pruebas estatales de SVK y VSV-338 comiencen el próximo año.

– ¿Cuándo culminarán las pruebas de los nuevos fusiles de asalto AK-12 y AK-15 dentro de las tropas?

– Las pruebas se están llevando a cabo en diferentes regiones del país. Varios organismos del Ministerio de defensa realizan las pruebas. Esperamos que culminen para noviembre-diciembre. Pero, en principio, esta pregunta debería hacerse al Ministerio de defensa. Somos solo los ejecutores.

– ¿Con qué optimismo ve usted la inclusión del fusil AK-12 en el equipamiento de combate Ratnik?

– La decisión la tiene el Ministerio de defensa. Lo único que puedo decir que estamos seguros de la calidad de nuestros productos.

– ¿Si los militares deciden incluir el AK-12 en el equipamiento Ratnik, cuando puede iniciarse su producción en serie?

– En la segunda mitad de 2017.

– ¿Cuál es la cartera de pedidos de exportación actual de Kaláshnikov?

– Más de 200 millones de dólares. Son armas de infantería y municiones de alta precisión, armas de deporte y de caza. Debido a las sanciones se nos han cerrado los mercados de armas de uso civil de Estados Unidos y Europa, pero hemos podido encontrar nuevos mercados en Asia, África y América Latina. Tenemos un aumento significativo en las ventas.

– ¿Qué ha pasado con las armas que el consorcio produjo para el mercado de Estados Unidos, pero que no han sido entregadas debido a las sanciones?

– Existen pequeños remanentes que serán vendidos.

La pérdida del mercado de los EE.UU para nosotros es una historia desagradable. Nuestras armas gustan mucho en los Estados Unidos, y espero que algún día regresemos allí. Sé bien que los americanos lo esperan mucho.

– ¿Llevan a cabo algunos desarrollos especiales para el nuevo organismo de seguridad ruso, Rosgvardiya?

– Así es. Ofreceremos a Rosgvardiya las versiones anteriores modernizadas del fusil de asalto Kaláshnikov, así como los AK-12 de nueva generación. Todo depende de lo que pida el cliente.

– Todos asocian Kaláshnikov con armas de pequeño calibre conocidas mundialmente. Pero el consorcio decidió seguir adelante: lanzando lanchas, aviones no tripulados, sistemas automatizados de combate. ¿Para qué?

– En base a los estudios realizados vemos que cambia la idea misma de ejecución de acciones de combate, aumentando la automatización de sistemas y reduciendo la presencia humana en el campo de batalla. Es por eso que actualmente nos estamos alejando del perfil exclusivo de la compañía de solo de armas de infantería, para convertirnos en un holding diversificado.

Desarrollamos activamente competencias en el campo de la creación de sistemas no tripulados aéreos y terrestres, llevamos a cabo investigaciones y desarrollos para crear lanchas no tripuladas sobre la base de nuestros activos de construcción naval. Nuestro objetivo es su integración en sistemas de combate complejos, cuyas partes pueden interactuar unas con otras. Especialmente para el Foro Army-2016 hemos completado los trabajos en nuestro primer sistema terrestre robotizado Sorátnik para representarlo a los expertos del sector y a los clientes potenciales de todo el mundo.

Fuente: Interfax